Búsqueda

El asteroide Apophis se acerca a la Tierra

Manuel Blázquez - Ciencia e Ingeniería

10 de Enero de 2013

El más temido de los asteroides desde que se tienen registros, está procediendo a su máximo acercamiento a nuestro planeta.



Un grupo de científicos que emplean el Observatorio especial Herschel han realizado nuevas observaciones del asteroide Apophis en su aproximación a la Tierra entre los días 5 y 6 pasados. Los datos muestran que el asteroide es mayor de los estimados y sobre todo, refleja en menor medida la luz del Sol, lo que dificulta su detección.

El asteroide fue descubierto en 2004 y es posiblemente el que más probabilidad tiene de impactar contra la Tierra en las próximas décadas. Antes de las observaciones se asignó una probabilidad de casi el 3% de impacto. Tras estas observaciones se ha descartado totalmente un posible impacto para 2029, cuando hacia el 13 de abril se aproxime a menos de 30 mil kilómetros.

Teniendo en cuenta que la mayoría de los satélites de comunicaciones se encuentran en una órbita de 35.786 km de la Tierra, la conocida como órbita geoestacionaria, estos son por los que realmente tenemos que temer, dado que la trayectoria del Apophis podría cruzar en dos ocasiones por alguna de las órbitas satelitales.

Otra cosa es cuando vuelva a la carga en 2036. En esta ocasión, los datos no han podido ser confirmados y hay que esperar al refino de los cálculos.

Durante el fin de semana pasado, Herschel ha estado recopilando mientras observaba a Apophis durante un periodo de dos horas en su aproximación a la Tierra. Durante hoy el asteroide estará pasando cerca de nuestro planeta pero a una distancia prudencial de una decima parte de la distancia hasta el Sol, es decir, casi 15 millones de kilómetros.

En su aproximación, el Herschel ha estado tomando fotografías tanto térmicas como en otras longitudes de onda que junto con las medidas ópticas ayudarán a concretar aún más nuestros conocimientos sobre la composición y propiedades del asteroide.

De estas observaciones se ha concluido que el asteroide posee una longitud de 325 metros, es decir tan largo como 3 estadios de fútbol y ofrece una medida de su reflexividad, el conocido como albedo, de 0,23 que indica que el 23 por ciento de la luz del Sol que impacta en el asteroide es reflejado por el mismo. El resto se absorbe y calienta el objeto celeste.

Otro asteroide rozará la Tierra en febrero

Aparte del Apophis, que supone una amenaza a medio plazo, el mes que viene tendremos la visita del asteroide 2012 DA14, de menor tamaño (unos 50 metros de longitud). Esta pequeña roca del tamaño de un edificio de 50 plantas, se acercará a una distancia de 27 mil kilómetros dentro del cinturón geoestacionario, según ha informado Europa Press.

En una entrevista realizada al astrónomo Phil Plait, éste ha indicado que las posibilidades de impacto son prácticamente nulas, aunque no descarta un impacto en las próximas décadas, cuando en 2020 pase a menor distancia. No obstante, las probabilidades son menores que las que tiene una persona de caerle un rayo.

El pequeño visitante fue descubierto por los astrónomos del Observatorio Astronómico de La Sagra en Granada en febrero de 2012.

Fuente: NASA/JPL