Artículos destacados en Sociedad y Medios de Comunicación


El Marzo negro de Anonymous, el mayor boicot contra la industria del entretenimiento

Manuel Blázquez - Sociedad e Internet

30 de Enero de 2012

En las últimas semanas, el movimiento Anonymous está de nuevo tratando de organizar nuevas acciones de protesta contra lo que algunos twitteros denominan, la cultura de la censura. La situación se está acelerando si se tiene en cuenta la pila de entradas y post que están sucediéndose en Twitter en los últimos días. La publicación de datos de conocidos seguidores de la Ley Sinde y la propuesta del Marzo Negro son las próximas acciones del grupo.


A lo largo del planeta, la atomizada estructura de Anonymous, está poniendo en práctica todo tipo de acciones, principalmente dedicadas a publicar datos sensibles de políticos y personas relacionadas con la imposición legal de restricciones como las leyes de copyright o el cierre de webs que ofrecen contenidos con derecho de autor. En este sentido, la acción del departamento de justicia de Estados Unidos en lo que se ha mostrado como la noticia más relevante del mes de enero, el cierre de Megaupload, ha sido la gota que ha colmado el vaso de los anónimos.

Para empezar, en Estados Unidos, tras el cierre de Megaupload, Anonymous publicó las direcciones, teléfonos, nombres y correos electrónicos del director del FBI, Robert S. Mueller, y de sus familiares. La red peruana, ya se ha organizado para la salida por la capital Lima para la pegada de carteles que se ha propuesto desde plataformas como PiratePad, al igual que están sucediéndose otras manifestaciones en países de Centro América como El Salvador, según se ha reportado a través de algunos tweets.

En España, Anonymous ha publicado los datos personales de una larga lista de políticos y personas partidarias de la ley Sinde, entre los que se encuentran José Ignacio Wert, el actual ministro de Cultura del ejecutivo de Mariano Rajoy y la propia Ángeles González Sinde, su predecesora en el cargo, quien hoy mismo ha interpuesto una denuncia contra Anonymous, según han posteado algunos miembros del movimiento.

Posteriormente, Anonymous ha publicado también los datos personales de personajes que han apoyado la ley Sinde como David Bisbal, Carmen Alborch y Carlos Bardem, entre otros. También aparecen empresas del mundo audiovisual como la productor El Deseo de Almodóvar o Tadzio Films, relacionada con la propia González Sinde.

El Marzo Negro, próximo objetivo de Anonymous

Como un grupo más de indignados, los Anonymous se están moviendo rápidamente en su medio natural, Internet. Se están multiplicando por días la cantidad de blogs que anuncian y explican los términos de lo que próximamente será un marzo aciago para las distribuidoras y empresas productoras de todo tipo de material audiovisual y que tendrá su jornada de calentamiento el próximo 4 de febrero con manifestaciones convocadas en todas las localidades del territorio español, siguiendo otras que se ha ido sucediendo en otras partes del mundo.

En muchos de estos blogs se exponen las razones al próximo boicot, fundamentadas en que con las últimas acciones sobre Megaupload y los cambios en la política de otros servidores de contenidos como Fileserve, lo que se pone en peligro no es una industria como la del cine o la televisión sino algo mucho mayor, la libertad de la propia Internet para difundir la cultura. Según se ha publicado en el blog Marzo Negro alojado en blogspot, la muerte de Megaupload es sólo el inicio de lo que podría terminar siendo el final de la red libre.

El boicot, según indican algunas publicaciones que dicen seguir el movimiento de protesta anónimo, comenzará el 29 de febrero y consistirá en dejar de comprar durante las siguientes cuatro semanas, un sólo CD, DVD, Blu-Ray, videojuego, libro o revista, además de abstenerse de acudir a salas de cine o teatro. Incluso algún fundamentalista twittero propone incluso abstenerse de ver la televisión durante todo el mes.

Visto así resulta más que un boicot, todo un reto para un mundo que depende tanto de este material de consumo para su entretenimiento.